.
.
.


—Bueno, te ves bonita —suspira mi mamá—. ¿Por qué no sólo te doy mi tarjeta de débito? Sabes cuál es el pin.
Yong se adelanta.
—Eres más que bienvenida a venir.
¡NO! ¡Yong Hwa! Rápidamente tartamudeo: —Está bien.
—Sí... bueno, no, iré al bar... quiero decir, a ver a mis amigos. No estaré en casa hasta muy tarde —dice mi mamá en voz baja.
—Está bien. Creo que vamos a conseguir algo de comer, también. ¿A menos que quieras que cocine algo? —le pregunto a Yong—. Sólo tendría que ir al supermercado.
Sonriendo, él dice—: No, te ves maravillosa. Tenemos que mostrarte.
—Creo que necesita que la enseñes —mi mamá se ríe—. Tienes un novio delicioso.
—Oh —le interrumpo—, no es mí...
Deteniéndome, Yong Hwa dice—: Gracias, pero soy afortunado de tener una hermosa novia.
—Gracias —le susurro, mirándolo. Sólo me guiña en respuesta.
—Iré por mi tarjeta de débito —murmura mi madre, mientras camina hacia la puerta principal. Su pie se desliza un poco. Oh no, ya ha estado tomando.
Corro hacia ella.
—Mamá, umm, ¿Quieres que te lleve con tus... amigos? Tal vez no debas conducir.
En un instante, su personalidad cambia. — ¿Por qué necesitaría un paseo?
—Mamá —siseo en voz baja—. No puedes manejar así. ¿Qué pasa si te quedas tirada otra vez?
Al abrir la puerta de un tirón, mi mamá gruñe—: Llamaré un taxi.
Mi corazón se rompe. Miro a Yong Hwa. Sólo puedo imaginar lo que está pensando. Sus ojos se quedan fijos en los míos, y me da una sonrisa suave. Mientras mi mamá entra en la casa, simplemente se acerca a mí. Envolviendo sus brazos alrededor de mí, susurra—: Mira, no me iré a ninguna parte.
Envolviendo mis brazos alrededor de él, respondo—: Gracias. — Mientras lo dejo ir, digo—: Ella está teniendo un buen día. La mayoría de las veces es mala y desagradable.
—Bueno, sigamos adelante y terminemos de tener un gran día. No necesitamos pensar en esto.
—Gracias —suspiro—. Vamos, ella se distrae con facilidad, por lo general por una botella de licor. Es fin de semana. No hay nada que la detenga.
Al abrir la puerta, paso al interior con Yong Hwa justo detrás de mí.
—Entonces, esta es mi casa —digo, cerrando la puerta—. Hago toda la limpieza, así que si algo está desordenado, lo siento.
—Quiero ver tu habitación —afirma Yong Hwa—. ¿Está arriba? —Empieza a caminar hacia las escaleras.
— ¿Por qué te gustaría ver mi habitación? —pregunto, esquivando delante de él para cerrarle el paso.
Sigue caminando, empujándome hacia la escalera.
—Porque somos amigos ahora, y los amigos tienen que ver la vida del otro. Yo te mostraré la mía, si me muestras la tuya.
— ¿¡Qué!? —jadeo.
—Te mostraré mi apartamento, si me muestras tu habitación —dice él riendo.
Tratando de mantenerlo quieto, le digo: —No.
De repente, me levanta y me lanza por encima del hombro. —No puedo gritar 
Se ríe y sólo sube los escalones. Me va a dejar caer. Me voy a morir. Voy a caer por las escaleras y a morir.
— ¿Qué puerta es? —pregunta Yong, mientras por fin llegamos a la cima.
— ¡Suéltame! —exijo. Entonces, lo hace. — ¿Cuál es?
—Ésta —suspiro, haciendo un gesto hacia la puerta detrás de él—. Nadie ha estado en mi habitación desde que tenía 13. No esperaba compañía.
—Está bien —dice—. Espera a que veas mi apartamento. Parece que nadie ha estado allí en 13 años. Tengo que limpiar, pero siempre parezco desviarme.
Eso me hace sonreír.
—Pero recuerda, te debo una. Entonces, tengo que limpiar. —Poniendo una sonrisa muy retorcida en su rostro, Yong Hwa ríe.
—Es correcto. Oh, tienes las manos llenas.
Sacudo la cabeza y abro la puerta de mi dormitorio. Un nudo de nerviosismo se encuentra en mi estómago.
—Así que, este es mi arte.
—Oh… mi... Dios... (TN). Esto es... simplemente increíble.
Yong se acerca a la primera pared. Todas y cada una de mis paredes están cubiertas con mi arte. Mis mejores piezas están enmarcadas. El resto son collages. Con cuidado, mira cada cuadro.
—Te haré una promesa —susurra Yong.
— ¿Cuál? —pregunto, acercándome a él.
Volviéndose para mirarme, Yong dice—: Haré todo lo posible en mi poder, para asegurarme de que vayas a la escuela por esto. Lo digo en serio.
—Ojalá —le respondo—. Ese sería un sueño hecho realidad.
—Llegaremos hasta allí, incluso si tengo que vender algunos de mis órganos.
Eso me hace reír.
—Sólo si son órganos buenos.
Yong Hwa sonríe. Se vuelve para mirar las piezas enmarcadas.
—Podría pasar el resto de la noche mirando tu trabajo. Diría que deberíamos conseguir una botella de vino y hacer precisamente eso, pero por desgracia, sigues siendo sólo una niña.
Le doy una palmada en el hombro. — ¡Soy sólo tres años más joven que tú!
—Sí, lo sé —se ríe—. Todavía tienes mucho que aprender, saltamontes.
Estrechando los ojos, tengo que preguntar. — ¿Es así como me ves? ¿Cómo una niña? 
— ¿Qué? —responde, volviéndose para mirarme.
—Nada —le digo, sacudiendo la cabeza. Señalando el cuadro junto a Yong Hwa, le digo—: Esta es mi pieza favorita. Ella era la viejita con la que era voluntaria.
Bueno, déjame retroceder, hace un año me presenté como voluntaria en un centro de cuidados paliativos. Se llamaba Rita. Era la ancianita más dulce, y tenía las mejores historias que contar de su vida. La cosa es que su familia no tenía nada que ver con ella. Estaba sola y muriendo. Me rompió el corazón. Nos hicimos muy buenas amigas. Me quedé con ella y estuve realmente allí cuando murió. De lo contrario, habría estado sola. No pude ser voluntaria más después de eso. Era lo más parecido que tuve a una abuela. No fue por tanto tiempo, pero dejó una gran huella en mí.
Yong ve con mucho cuidado el dibujo. —Es muy difícil ver que alguien muera.
—Lo es—le respondo—. Especialmente cuando es alguien tan inocente, dulce y una persona buena. Casi parece mal.
De pronto, enderezándose, Yong Hwa toma una respiración fuerte. —Sí, la muerte puede ser... muy injusta. 
— ¿Alguna vez perdiste a alguien? —pregunto.
Pasando esquivándome para ver más de mi arte, Yong no dice nada por un minuto. Finalmente, responde en voz baja—: Creo que todos hemos perdido a alguien en algún punto.
De repente, la puerta se abre.
—Esta es la primera vez que he tenido que preocuparme por un chico en tu habitación.
Nos volvemos para ver a mi madre. Tiene una copa en una mano y su tarjeta de débito en la otra.
—Yong Hwa sólo está viendo mi trabajo —le digo.
—Bueno, aun así, creo que es hora de que hablemos sobre control de natalidad.
Oh, Señor, ¡ten misericordia de mí!
— ¡Mamá! —Grito—. ¡No digas cosas como esa delante de la gente! 
Yong resopla detrás de mí.
—Señora, no tiene que preocuparse por esas cosas.
—Entonces, ¿le estás proporcionando protección? —Mi mamá difama un poco—. Será mejor que lo estés haciendo.
Me voy a morir.
—Mamá, no estamos teniendo sexo. No seas ridícula.
—Miro la televisión. ¡Sé lo que pasa en estos días, todas esas personas de su edad siendo promiscuas!
Mamá —siseo bruscamente—. Soy virgen, así que no hay nada de lo que necesites preocuparte.
Empuja hacia adelante la tarjeta de débito.
—Aquí, consigue lo que quieres. Debes comprar ropa nueva, también, para que acompañen a tu cabello.
—Estamos planeando hacer eso el próximo fin de semana —responde Yong amablemente.
Asintiendo, mi madre murmura—: Bueno, iré al bar ahora.
— ¡Diviértete! —digo con sarcasmo, pero pasa completamente desapercibido para ella. Volviéndome hacia Yong Hwa, exclamo—: ¡Lo siento por mi madre!
Él se ríe. —Está bien.
—No está bien —suelto—. ¿Cuán más horriblemente avergonzada podría estar?
—Podría habernos dicho que fuéramos a comprar algunos anticonceptivos.
Mis ojos casi explotan. 
—Probablemente me habría muerto. 
—Deberías utilizar protección siempre —dice, con una gran sonrisa.
— ¡Yong Hwa! ¡Cállate!
Eso lo hace reír aún más. —Esto hace mi día.
—Me alegro de que te resulte tan gracioso —murmuro.
—Relájate, al menos no nos dio la charla. —Solo lo miro con una mirada en blanco. Estrechando los ojos, pregunta—: Tuvo esa conversación contigo ¿no?
Mi cara se calienta de rubor.
—Uf, más o menos, hemos tenido algunas conversaciones extrañas, mientras está borracha.
Con una enorme sonrisa en su rostro, Yong pregunta—: ¿Tengo que hablar contigo al respecto?
— ¡No! —Prácticamente grito—. En verdad necesitamos cambiar de tema.
— ¡Pero esto es tan divertido!




Fuente: Fanfic Cnblue

Erika Muñoz

{picture#http://img07.deviantart.net/8612/i/2011/236/f/9/el_principito_by_momochiinwonderland-d47o291.png} Soy Erika, tengo 22 años y amo la fotografía y escribir historias. Mi libro favorito es "El Principito". Me encantan los k-dramas, así como la cultura y el idioma coreano. {facebook#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {twitter#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {google#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {pinterest#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {youtube#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {instagram#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL}

Mei Minasaki

{picture#https://68.media.tumblr.com/a4c988d93e8e705b95d301946dae8512/tumblr_ofk94o2iVN1vj7siio6_400.png} Devorando animes 24/7 :) {facebook#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {twitter#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {google#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {pinterest#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {youtube#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {instagram#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL}

Claudia Salas

{picture#http://thumbs.subefotos.com/7a8c65ed361254c39c6e6d5931d72bc3o.jpg} Peruana, estudiante de Psicología, adicta a los dramas y también a cantar y bailar, amante del Kpop y la cultura coreana + SM stan {facebook#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {twitter#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {google#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {pinterest#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {youtube#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {instagram#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL}

Mary ^_^

{picture#https://candyforears.files.wordpress.com/2010/09/c-n-blue-61.jpg} Tengo 18 años y soy colombiana, me gusta el kpop y los dramas en especial los taiwaneses, soy boice, realmente amo a cnblue, pero tambien me gusta mucho BTS, Boyfriend y Got7. Me gusta hacer nuevas amistades y gracias a el kpop he conocida muchas, y puedo decir que ha sido una de las mejores decisiones de mi vida. entre mis dramas favoritos podria destacar mi amada Eun Dong, School 2015, love now, vamos atrevete, beso travieso amor en tokio, el principe de la azotea, entre otros. {facebook#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {twitter#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {google#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {pinterest#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {youtube#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {instagram#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL}

Mitzuki Amane

{picture#http://40.media.tumblr.com/6a6f7970a8db67bdee52fadb62d402b0/tumblr_nor3z8CB4g1rcoad1o1_1280.png} ARMY. {facebook#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {twitter#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {google#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {pinterest#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {youtube#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {instagram#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL}

Diana

{picture#https://scontent.cdninstagram.com/hphotos-frc/t51.2885-15/e15/10784818_502286669908799_2131782765_n.jpg} Soñadora y adicta a los dramas. {facebook#https://www.facebook.com/dlaraallende} {twitter#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {google#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {pinterest#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {youtube#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL} {instagram#YOUR_SOCIAL_PROFILE_URL}
Imágenes del tema de merrymoonmary. Con tecnología de Blogger.